Más cualificación digital e incorporación de jóvenes al sector de la construcción para potenciar así su recuperación; esta ha sido la petición de la Fundación Laboral de la Construcción después de que en el último año el mayor aumento de trabajadores haya sido el de los mayores de 60 años (un 7,9%).

 

En el marco del nuevo Observatorio Industrial de la Construcción, una plataforma que nace para analizar la situación del sector y vislumbrar sus necesidades, la Fundación Laboral de la Construcción ha formulado esta petición. Enrique Corral, director general de la institución, ha declarado que existe “un preocupante envejecimiento de los empleados” del sector. El número total de ocupados en la construcción subió en 2017 un 5,1 % interanual, un 7,1 % entre los menores de 30 años y un 4,7 % entre trabajadores de entre 30 y 59 años.

Según el estudio, el crecimiento en los últimos años de la edad media de los trabajadores coincide con un momento en el que la construcción experimenta una apremiante necesidad de incorporar mano de obra joven y cualificada. Corral ha explicado que este factor está relacionado con la falta de perfiles laborales con competencias en I+D, con lo que también ha reivindicado la necesidad de fomentar la cultura digital e innovadora. Además, ha señalado que la resistencia al cambio provoca que la transformación digital del sector sea lenta y más costosa.

El informe recoge que el número de empresas del sector que realizan I+D ha descendido un 6,2 % en 2017 con respecto al año anterior, mientras el personal dedicado a la innovación ha bajado un 7,3 % y el gasto interno en este ámbito ha disminuido un 7,2 %.